EL SUMARIO DE LA TRAMA DE CORRUPCIÓN

La Gürtel también 'sableó' al PP: cobró 8.684 euros por mítines que sólo costaban 975

Las empresas de Correa facturaron por actos de la campaña electoral de Esperanza Aguirre de 2003 hasta nueve veces más de lo que realmente gastaban en organizarlos.

Francisco Correa, en una imagen de archivo.
Francisco Correa, en una imagen de archivo. EFE

No sólo las administraciones públicas gobernadas por el PP fueron 'sableadas' por la trama Gürtel. El propio partido también sufrió en sus finanzas los altos sobreprecios que permitieron a la red liderada por Francisco Correa enriquecerse y pagar supuestamente altas comisiones a políticos. Así lo revela la abundante documentación intervenida por la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía durante los registros efectuados en las sedes de las empresas del entramado cuando estalló el caso en 2009 y que en los últimos días el juez Pablo Ruz ha puesto a disposición de las acusaciones y las defensas personadas en el sumario. Entre dichos papeles, destacan los listados en los que la Gürtel detallaba cuánto les costaron los actos de la campaña autonómica de Esperanza Aguirre de 2003, los comicios del 'Tamayazo', y cuánto facturaron finalmente por ellos. En algunos de ellos invirtieron menos de 1.000 euros, pero cobraron hasta nueve veces más.

En dos actos en los que el margen de beneficio obtenido no era el esperado, la trama de Correa infló el gasto final con "extras" en sonido y alquiler de sillas 

En total, son cerca de dos centenares de facturas y anotaciones en las que Special Events, una de las empresas de la trama, detallaba las cifras de organizar los actos y cuánto iba a facturar al PP por cada uno de ellos, según los catalogaban en "pequeños", "medianos" y "grandes". A ellos sumaba también eventos con "interventores y apoderados" y los grandes mítines de "apertura y cierre". En ninguno de ellos el margen de beneficio bajó del 50%, aunque en muchos casos alcanzó el 89%, como presumía la propia red corrupta en esquemáticos cuadros contables. A la relación de gastos, añadía una columna con el total facturado y el porcentaje del beneficio. Uno de los más llamativos por la disparidad de las cifras entre lo invertido y lo cobrado es el que se celebró en Parla el 31 de enero de 2003 para la "campaña autonómica de Esperanza Aguirre". La trama detallaba en el mismo haber gastado 600 euros en el sistema de luz y sonido, 30 euros más en "carga y descarga" de material, 180 euros en "transporte", 150 euros en "producción" y 15 euros más en "varios". El local en el que se celebró no tuvo coste alguno porque, como destaca el documento, fue "cedido". En total, 975 euros de gasto, cifra junto a la que se situaba el dinero cobrado: 8.684 euros. Es decir, cerca de un 800% más.

La cifra facturada se repite en media docena de actos más, aunque en ellos el margen de beneficio fue menor. Así, por ejemplo, sólo cuatro días antes la entonces candidata del PP a la presidencia de la Comunidad de Madrid acudía a Coslada a un acto similar por el que Special Events facturó la misma cantidad en Parla. Sin embargo, en este caso los gastos se 'dispararon'. Así, la trama tuvo que abonar 1.168 euros por una "lona backlite", 1.770 euros por el equipo de "luz, sonido y vídeo", 180 euros por un minubús, 711 euros por alquilar el salón del hotel en el que se celebró, 90 euros más por la moqueta, 45 euros por la carga y descarga, 180 euros por el transporte, 150 euros por la "producción" y 10 euros más de "varios". En total, 4.305 euros, que redujeron el margen de beneficio al 50 por ciento. Al día siguiente, en Aranjuez, el coste fue de 2.311 euros. Y el 29 de enero, en el de Arganda, 1.675 euros. En Alcobendas, al día siguiente, siguió bajando hasta los 1.330 euros. Y, finalmente, el de Parla. En todos ellos sólo se repite la cantidad que la Gürtel cobró: 8.684 euros.

"Actos grandes" y "medianos"

Los márgenes de beneficios también eran muy elevados en actos más grandes. Un buen ejemplo de ello fue el que Esperanza Aguirre y Alberto Ruiz-Gallardón celebraron en la Plaza de Pradillo de Móstoles el 22 de mayo de aquel año. En el montaje del mitín, la trama de Correa invirtió 5.158 euros repartidos en 525 euros en gradas, 411 euros en moqueta, 2.704 euros en el sistema de "luz y sonido", 964 euros en el alquiler de un generador, 204 euros en "carga y descarga", 100 euros en "transporte especial", otro tanto en "varios" y 150 euros en "producción". Por todo ello, Special Events cobró 29.143 euros. En la nota intervenida por la Policía en los registros y ahora incorporada al sumario, la red destacaba que el "beneficio" obtenido había sido de 23.985 euros y que, por tanto, el margen de ganancia se había elevado nada menos que al 82,3%. En otros "actos grandes", la trama consiguió mayores beneficios. Así, en el mitín del 18 de mayo de aquel año celebrado en la Plaza de los Santos Niños de Alcalá de Henares, en el que intervenía Aguirre, Special Events consiguió que las ganancias fueran de 24.500 euros al reducir los costes de preparación a 4.633 euros. En el celebrado seis días antes en el barrio madrileño de Fuencarral fue ligeramente mayor, 24.800 euros, al conseguir recortar la inversión de su preparación a 4.339 euros.

Mucho menor era el margen de beneficio que obtenía la trama en los que denominaba "actos medianos". Por cada uno de ellos, la red de Francisco Correa cobraba de 'fijo' 7.534 euros, aunque al final siempre incluía "extras" para elevar sus ganacias. Así, el 13 de mayo de 2003 organizó un acto en el centro cultural Isabel de Farnesio de Aranjuez para Esperanza Aguirre en el que invirtió 2.858 euros en moqueta, sistema de sonido, descarga de material, transporte, producción y varios. Por tanto, la ganancia fue de 4.676 euros, una cantidad que le pareció poco y que hizo que cargaran un plus de 1.785 euros por "refuerzo de sonido". Tres días después, Special Events volvía a inflar el presupuesto para engordar el beneficio. Fue por el acto celebrado en el polideportivo de Getafe que tuvo a la candidata del PP como principal interviniente. En aquel, la trama se gastó 4.751 euros repartidos entre decorado, moqueta, sonido, plataforma y otros gastos. Con ello, el beneficio era sólo de 2.782 euros, por lo que la red de Correa decidió meter dos nuevos extras que, según reflejan sus propios documentos internos, realmente no le supusieron coste. Así, cargó 3.400 euros más por sonido y otros 820 euros por "sillas", para terminar facturando 11.754 euros. De este modo, el benefició saltó a los 7.002 euros. Una cifra mucho más acorde con los amplios márgenes de beneficios del resto de la campaña.

De los elevados sobreprecios tampoco se libraron aquel año los actos en los que participó el que al año siguiente iba a ser candidato del PP a presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. Así, en la nota sobre organización de un mítin celebrado en el barrio madrileño de Chamartín el 22 de mayo, y en el que participaba éste junto a Esperanza Aguirre, Special Events detalla 1.189 euros en gastos y 2.900 euros de importe facturado. Como siempre, en la tercera columna, la trama reflejaba el importante beneficio conseguido en el mismo: 1.710 euros. Mes y medio antes también había conseguido embolsarse una importante cantidad de dinero en un acto celebrado por otro destacado dirigente nacional del PP, Rodrigo Rato. Aquel, que tuvo lugar en la localidad madrileña de Villaviciosa de Odón bajo el lema "Cumplimos", la Gürtel gastó 1.831 euros y facturó 7.534 euros para conseguir un beneficio superior a los 6.000 euros. Sin embargo, éste le pareció escaso e incorporó un gasto extra bajo el epígrafe "cámara + operador". Por él cobraron al PP 685 euros más, aunque el coste real sólo fue de 250 euros. Todo valía para 'sablear' a sus clientes, incluido el propio PP.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba