Las únicas críticas al limitado 'striptease' presupuestario de la Casa Real proceden de IU y el PNV

Los dos grandes partidos no quieren saber nada del patrimonio del Rey

La negativa de la Casa Real a divulgar el patrimonio personal del Rey y de su familia no tendrá enfrente al Congreso de los Diputados. Ni el PP ni el PSOE tienen en su agenda la toma de iniciativa alguna para arrojar más luz de la conocida el lunes y solo Izquierda Unida tiene registrada una pregunta al Gobierno que, de momento, no ha tenido respuesta.

“Se valoraría de forma positiva cualquier medida que avance en la transparencia”, dijo ayer tímidamente la voz visible del Grupo Socialista, Soraya Rodríguez, al ser preguntada por los periodistas, después de la reunión de la Junta de Portavoces del Congreso, si el PSOE iba a tomar alguna iniciativa para que la Casa Real dé a conocer el patrimonio de sus miembros. El Grupo mayoritario tampoco ha entrado a fondo en la cuestión y las únicas críticas hacia los límites impuestos desde Zarzuela para que se conozcan las propiedades del Rey han partido de Izquierda Unida y de los nacionalistas vascos.

El Gobierno tendrá que responder antes del día 17 si conoce el patrimonio individual del Rey y su familia y de su evolución desde la Transición

IU tampoco tomará ninguna medida nueva, pero desde enero tiene registrada una solicitud al presidente del Congreso, Jesús Posada, para que se dirija al Gobierno y obtenga de la Casa Real la siguiente información: patrimonio individual de cada uno de sus miembros con su evolución desde la Transición, participación e intereses de cada uno de ellos en empresas, actividades remuneradas al margen de las funciones de la propia Casa Real, bienes en el extranjero, donaciones realizadas entre sus miembros y créditos presupuestarios.

Esta petición está amparada por el artículo 7 del Reglamento del Congreso y debería ser atendida por el Gobierno antes del próximo día 17. La actitud de IU se ha visto acompañada solo por las críticas que el PNV ha vertido ante lo que considera un comportamiento opaco de la Casa Real. Su portavoz parlamentario, Aitor Esteban, considera que tanto el Rey Juan Carlos como su familia deben seguir el mismo ejemplo de los diputados y senadores y publicar su patrimonio, pues de lo contrario habría que deducir que le están poniendo diques a la ley de Transparencia.

Los nacionalistas vascos exigen a don Juan Carlos la misma transparencia que exhiben sobre su patrimonio diputados y senadores

El pasado lunes, la Casa del Rey hizo públicas sus cuentas de este año: 7.775.040 millones de euros que salen de los Presupuestos, así como los ingresos que tendrán la Reina (131.000 euros anuales), el príncipe Felipe (146.376), la princesa de Asturias (102.000) y la infanta Elena (25.000). La infanta Cristina no representa desde hace más de un año a la Corona en actos públicos por lo cual, en teoría, no percibe dinero alguno de los Presupuestos.

Entre las fuerzas parlamentarias hay escasa confianza, por no decir nula, en que la Casa Real dé un paso de transparencia total y publique el patrimonio de don Juan Carlos. La mayor aproximación, desmentida en su día por Zarzuela, llegó hace cuatro años del diario The New York Times, que calculó su fortuna en 1.800 millones de euros. Ahora, a tres días de la declaración como imputada de la infanta Cristina por el ‘caso Nóos, la Casa Real sigue manteniendo que la riqueza personal del monarca es eso, un asunto personal que solo afecta a su familia y no entra dentro del perímetro de la ley de Transparencia recientemente aprobada por el Gobierno.

La Casa Real sigue manteniendo que la riqueza del Rey es un asunto de estricto carácter personal

En el anterior periodo de sesiones, el Congreso tendió también un manto de silencio sobre las informaciones relacionadas con la herencia recibida por el Rey de su padre, don Juan de Borbón, cifrada por algunos medios en más de dos millones de euros y depositada supuestamente en Suiza. Tampoco encontró un eco especial el préstamo de más de un millón de euros que el rey hizo a la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin para el pago del palacete de Pedralbes y por el que se ahorró casi medio millón de euros en impuestos, asunto investigado por el juez José Castro para averiguar si se trató de una donación encubierta.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba