Nacional

Bono revela que el CNI alertó al Gobierno de Aznar de un atentado inminente 3 días antes del 11-M

El exministro relata en su nuevo libro que en septiembre de 2003, la Policía detuvo a un magrebí que declaró que se iban a "vengar en Atocha" y que, tres días antes del 11-M, el Ministerio del Interior fue alertado por el CNI de un atentado islamista inminente.

El exministro socialista, José Bono
El exministro socialista, José Bono EFE

Los servicios de inteligencia españoles advirtieron al Gobierno de José María Aznar de un inminenteatentado en por la participación española en Irak tres días antes de la masacre del 11M. Así lo revela el exministro José Bono en su último libro Diario de un ministro. De la tragedia del 11-M al desafío independentista catalán en el que aporta documentos en los que el Centro Nacional de Inteligencia (CNI) avisó al Ministerio del Interior antes de la trágica fecha de la posibilidad de que tuviera lugar un gran atentado en Madrid.

Este es uno de los asuntos que recoge Bono (Salobre, Albacete, 1950) en su trabajo, presentado este martes a la prensa, en el que relata sus dos años al frente del Ministerio de Defensa e incluye desde los atroces atentados del 11 de marzo de 2004 en Madrid hasta su dimisión en abril de 2006. Según explica el exministro, el CNI informó al Gobierno en reiteradas ocasiones de las intenciones de Allekema Lamari, uno de los terroristas que se suicidaron en Leganés después de participar en la masacre de Atocha, la última de ellas tres días antes de los atentados, según recoge Efe.

"El error de culpar a ETA del atentado era disculpable para todos los españoles, menos para el ministro del Interior"

Por ello, según el exministro, no es comprensible que el Gobierno mantuviera la tesis de ETA como autora de los atentados del 11M. "El error de culpar a ETA del atentado era disculpable para todos los españoles, menos para el ministro del Interior", ha dicho Bono, quien aclara que con ello no pretende afirmar que se hubiera evitado la masacre. Bono relata que varios meses antes, en septiembre de 2003, la Policía detuvo a un magrebí que declaró que se iban a "vengar en Atocha" y que, tres días antes del 11-M, el Ministerio del Interior fue alertado por el CNI de un atentado islamista inminente. En el libro, Bono saca a la luz una nota del 10 de mayo de 2004 que le envió a Zapatero, en la que expone esta tesis a raíz de la información que el director del CNI, Alberto Saiz, le trasladó.

Por otra parte, Bono también desvela que la cuestión catalana y la aprobación del Estatuto fue la "causa fundamental" de su dimisión, así como el "mayor error" del Gobierno de Zapatero. El exministro, a pesar de las discrepancias en el asunto catalán, ha mostrado su solidaridad, cariño y afecto con Zapatero, en cuyo mandato ETA dejó de matar, ha recalcado. En este sentido, rescata de sus recuerdos una frase de Mas a Zapatero diciendo: "Tú ve poniendo más dinero que yo iré quitando lo de nación".

También ha contado que el cantante Julio Iglesias actuó de mediador para reanudar las relaciones con Estados Unidos y facilitó que fuera recibido en el Pentágono por el secretario de Defensa, Donald Rumsfell, tras la retirada de Irak, y el gesto de Zapatero de no levantarse ante el paso de la bandera estadounidense en un desfile de la fiesta nacional.

Bono rescata de sus recuerdos una frase de Mas a Zapatero diciendo: "Tú ve poniendo más dinero que yo iré quitando lo de nación"

Otro de los asuntos que marcaron su etapa al frente de Defensa fue el caso Mena, un general que dijo que, "si el rey no actúa en el Estatut, tendrá que tomar las maletas e irse de España, y los militares actuaremos en consecuencia". Mena, que fue el primer teniente general arrestado desde la Guerra Civil, provocó "momentos complicados" y, aunque "no hubo ruido de sables ni atisbos de golpismo", obligó al Gobierno a, con el permiso judicial correspondiente, realizar seguimientos y escuchas a algunos altos mandos militares.

También cuenta que el arzobispo de Madrid Rouco Varela, la víspera de las elecciones, mandó un SMS con el texto: "Todos a votar. Perdemos. Pásalo".

Por otra parte, Bono rinde un homenaje a los 62 militares fallecidos en el Yakovlev, a quienes dedica su libro, y ha denunciado al "mercadeo político que se asienta en el cinismo de que todo se puede comprar o vender". En su opinión, el caso Yakovlev es una "tremenda injusticia" y "un ejemplo de corrupción sin sanción", ha concluido Bono.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba