LA INVESTIGACIÓN JUDICIAL DE LA CAJA ‘B’ DE GÉNOVA 13

Deloitte entra en el ‘caso Bárcenas’ con un informe que enmienda al juez Ruz y exculpa al PP

La auditora entrega un análisis pericial realizado a petición del arquitecto que hizo la remodelación de Génova 13 en el que 'matiza' dos autos del magistrado y concluye que no existieron "anomalías o irregularidades" en los pagos de las obras de la sede 'popular'.

Policías abandonan la sede de Génova 13 el día del registro de 'facto' del inmueble.
Policías abandonan la sede de Génova 13 el día del registro de 'facto' del inmueble. EFE

Deloitte, una de las cuatro grandes auditoras, ya está en el ‘caso de los papeles de Bárcenas’. Y aunque su entrada ha sido sigilosa a través de uno de los imputados en la causa, su informe pericial de más de medio centenar de folios no ha dejado indiferente ni al juez Pablo Ruz ni a las acusaciones personadas en la causa. La conocida firma entregó el pasado diciembre en la Audiencia Nacional un análisis en el que se concluye que no existió ningún tipo de irregularidades en los pagos de la reforma de la sede central del PP, la vía de investigación sobre la supuesta caja ‘B’ del partido que más avanzada tiene el magistrado. Para ello, los autores del mismo no dudan en enmendar expresamente dos autos de Ruz en los que éste señalaba la existencia de supuestos descuadres localizados al cruzar la facturación del partido con la de la empresa que realizó los trabajo. Según el documento, lo que el juez valora como indicios de pagos en negro en realidad "no suponen ninguna anomalía o irregularidad".

Los peritos de la auditora consideran que lo que el magistrado ve indicio de pagos en 'negro' en su opinión "no suponen ninguna anomalía o irregularidad"

El informe, al que ha tenido acceso Vozpópuli, está fechado el pasado 10 de septiembre, aunque no llegó a la mesa del instructor hasta seis días después, coincidiendo con la declaración como imputado de Gonzalo Urquijo, propietario de Unifica Servicios Integrales SL, el estudio de arquitectura que hizo la reforma. En sus 51 folios más tres anexos de extensión, los dos auditores del departamento “Forensic” de la conocida firma realizan una “comparación” entre el precio de los materiales utilizados en la reforma de Génova 13 y los utilizados por la empresa de Urquijo en otras obras similares, además de un análisis de “los cobros, facturas, certificaciones de obra y presupuestos” de los trabajos bajo sospecha de haber sido abonados en parte con dinero negro. Con todo ello, Deloitte concluye que no existen “movimientos irregulares o no justificados” en la remodelación.

El estudio que pretende exculpar a Urquijo y, por extensión, al PP, detalla que los ‘populares’ pagaron 5,7 millones de euros entre 2005 y 2012 por la reforma de su sede central y que el posible desfase entre “lo cobrado y lo facturado” se reduce a poco más de 10.000 euros. Una diferencia que los auditores minimizan señalando como causa de la misma “la duplicidad de algunos cobros por error”. Además, el informe destaca que la desviación de casi un millón de euros entre el precio finalmente abonado y el importe que se había presupuestado, que era de 4,7 millones, “es de menos de un 4%, lo que entra dentro de lo razonable en este tipo de actividad”. El estudio resalta también que lo cobrado por Unifica SL a Génova 13 representa menos de un 3% "del importe neto de la cifra de negocios" de esta compañía. En ningun momento, los peritos hacen referencia al pago de ninguna cantidad de dinero en 'negro', y mucho menos en los 888.000 euros en que hasta ahora lo cifra el magistrado

Pagos de 2007 y 2009

Los especialistas de Deloitte llegan, incluso, a enmedar dos autos del juez Ruz en los que éste señalaba supuestos descuadres entre la contabilidad de la empresa intervenida en el registro de sus oficinas y la documentación entregada por el PP. El primero de estos escritos judiciales es del 27 de septiembre y en él Ruz destacaba "la existencia de pagos a cuenta contabilizados en 2007 (por un importe total de 522.000 euros) y en 2009 (859.140 euros) cuyas facturas emitidas por Unifica SL no contienen mención a los mismos". Para Deloitte, estas supuestas discrepancias no son tales y, de hecho, asegura haber "identificado en nuestro análisis las transacciones referidas" por lo que concluyen que las mismas "no suponen ninguna anomalía o irregularidad".

El informe de Deloitte llega a afirmar que "la remodelación de la sede de Génova es coherente con la documentación aportada al procedimiento por el PP"

El segundo auto del magistrado enmendado por los auditores tiene fecha del 22 de noviembre. El informe de Deloitte señala que el magistrado hacía en el mismo “ciertas observaciones” sobre los pagos por las obras efectuadas en las plantas segunda, tercera, cuarta y quinta de la sede del partido que sus dos expertos consideran no ajustadas a la realidad. El análisis que éstos han realizado a la documentación referida a estos trabajos concretos no ha hallado tampoco “ninguna anomalía o irregularidad”. De hecho, destacan la existencia de “correlación entre cobros, facturas, certificaciones de obra y presupuestos aprobados” en un amplio cuadro que ocupa cuatro folios del documento y en el que han resaltado las partidas que, en su opinión, desbaratan las sospechas del magistrado. Todo ello para concluir que “la remodelación de la sede de Génova es coherente con la [documentación] aportada al procedimiento por el Partido Popular”.

Curiosamente, Deloitte fue una de las cuatro grandes auditoras que en febrero del año pasado rechazaron revisar las cuentas del PP cuando el partido intentó zanjar la polémica sobre la existencia de una caja B en la formación política tras estallar el escándalo al filtrase los primeros apuntes contables de Luis Bárcenas. Entonces, ni la firma autora del informes sobre las obras ni ninguna de las otras tres accedieron a hacerlo porque la formación política pusounas condiciones que consideraron inasumibles porque les abocaba a validar simplemente los balances oficiales del partido, como adelantó este diario. Como denunciaron entonces fuentes del sector a este diario, el PP quería una auditoría financiera clásica de los cinco últimos ejercicios fiscales, mientras que las consultoras creían necesario realizar lo que se conoce como “auditoría forense”, que les permitía rastrear más allá de los libros de cuentas. Ahora, sin embargo, a Deloitte no le ha importado entrar en el 'caso Bárcenas'.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba