Nacional

Banesto presentará números rojos en el último trimestre por su saneamiento inmobiliario

Banesto presentará mañana pérdidas en las cuentas del último trimestre debido a que la entidad ha decidido comenzar el saneamiento de su exposición inmobiliaria durante el último trimestre de 2011 con cargo a sus resultados. Se trata de una decisión adoptada de motu propio por la entidad. Sin esta circunstancia, los analistas preveían unos beneficios que rondaban entre los 6 y 10 millones de euros. A pesar de este deterioro, Banesto continuará en beneficios al cierre del año. Desde la entidad han preferido no hacer ningún comentario ante la llamada de este medio.

Banesto presentará mañana pérdidas en las cuentas del último trimestre debido a que la entidad ha decidido comenzar el saneamiento de su exposición inmobiliaria durante el último trimestre de 2011 con cargo a sus resultados. Se trata de una decisión adoptada de motu propio por la entidad. Sin esta circunstancia, los analistas preveían unos beneficios que rondaban entre los 6 y 10 millones de euros. A pesar de este deterioro, Banesto continuará en beneficios al cierre del año. Desde la entidad han preferido no hacer ningún comentario ante la llamada de este medio.

El Gobierno ha solicitado a las entidades que comiencen la limpieza de su agujero inmobiliario con cargo a sus resultados. Además, también les ha pedido que presenten unos beneficios austeros. Ambas medidas no han podido ser implementadas aún en la cuenta de resultados de la filial del Santander. "Los beneficios previstos por los analistas son tan mínimos que cualquier mínimo saneamiento voluntario les expondrá a los números rojos", explican fuentes del sector.

En varias entidades consultadas ayer por Vozpópuli reconocían que existían muchas dudas sobre la fórmula en la que se va a articular este saneamiento, a pesar de que todas reconocen que en la cuenta de resultados del último trimestre aparecerá un fuerte incremento de las dotaciones destinadas al saneamiento de su exposición inmobiliaria. En el caso de Banesto, cerrará el año con una cobertura de su stock de inmuebles holgadamente por encima de la media del sector que ronda el 30%, según los cálculos de varios analistas.

 "Si Banesto presenta pérdidas por este motivo, se convertirá en la sintonía de lo que le ocurrirá a gran parte del sector. Eso es volver a poner en duda la fortaleza del sistema financiero español, muy en entredicho en el exterior por el agujero que genera el ladrillo en sus balances", indican desde un banco de inversión.

El presente ejercicio está resultando para Banesto más complicado de lo previsto. La entidad lleva anotadas unas ganancias de 298 millones en lo que va de año, un 33,8% interanual menos. Cuando comenzó el año, García Cantera predijo que 2011 sería un ejercicio que iría "de menos a más". Pero la realidad ha truncado sus expectativas. Trimestre a trimestre, han menguado los beneficios. De hecho, entre julio y septiembre apenas ganó 11,6 millones de euros por la caída del resultado de las operaciones financieras y el encarecimiento de la financiación mayorista.

En ese período, el conjunto de previsiones y saneamientos de Banesto ha ascendido hasta los 605 millones. De este total, las dotaciones para créditos insolventes supusieron 451,9 millones, frente a 291 millones hasta septiembre de 2010 (antes de considerar las dotaciones extraordinarias de 337 millones efectuadas en 2010).

Hasta septiembre, la entidad reconocía una tasa de morosidad del 4,65%, cubierta en un 52,86%, sobre el total de su cartera crediticia que está valorada en 69.364 millones. En los nueve primeros meses, los créditos en mora aumentaron en 165 millones, hasta un total de 3.707 millones de euros.

Adicionalmente, hasta septiembre de 2011, la filial de Banesto realizó dotaciones por valor de 125 millones sobre los activos inmobiliarios adjudicados.

De cara a 2012, el directivo consideró que resultará un ejercicio difícil pero descartó hacer previsiones porque "hay muchos interrogantes". Aun así, desestimó que Banesto vaya a anotar pérdidas en ningún trimestre, entre otros motivos, porque se pueden accionar ciertas palancas para capear el temporal. "La situación era complicada, pero el saneamiento inmobiliario lo convierte en crítica", explican desde una caja.

Pérdidas, dividendos y solvenciaEl sector se lleva preparando en el último trimestre para que florezcan las pérdidas. De hecho, directivos de varias entidades han argumentado que es una "situación normal" dada la coyuntura económica y cuando hay importantes empresas de otros sectores en números rojos. "Aquellas manifestaciones eran un mensaje directo a los accionistas de que podía no haber recogida de beneficios", aseguran desde un banco.

En varias entidades ponen el foco en el efecto pernicioso que generan las pérdidas en la solvencia de las entidades. "Para compensarlas, habrá que tirar de patrimonio y reservas y eso mermará el core capital. El gobierno tendrá que decidir si prefiere entidades saneadas o más solventes, pero las dos cosas a la vez son imposibles", aseguran estas fuentes.

Hasta septiembre, el capital de máxima calidad de Banesto alcanzaba ya el 9%, el objetivo fijado a final de año, mejorando en 97 puntos básicos con respecto al año anterior. Este capital supone un exceso de 1.900 millones sobre el requerimiento del 8% para las entidades cotizadas o con una financiación superior del 20% de financiación mayorista, previsto en el real decreto de reordenación bancaria del pasado mes de marzo.

Al igual que el resto de la banca, Banesto está inmerso en un marcado proceso de reducción de balance. La inversión crediticia ha menguado un 7% en los últimos 12 meses, hasta los 69.365 millones de euros. La entidad solo mantiene estable el crédito a las Administraciones públicas, que sube el 2,3%.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba