ELECCIONES 24M

El triunfo de los movimientos sociales: Colau arrebata a Trias la alcaldía de Barcelona por un concejal

La próxima alcaldesa de Barcelona será Ada Colau, aunque no gobernará con mayoría absoluta y pactará con las fuerzas de izquierdas. La lista de Ada Colau ha obtenido 11 concejales, a falta de diez para alcanzar la mayoría absoluta en el Ayuntamiento de Barcelona.

Ada Colau, de Barcelona en Comú, se dirige a sus simpatizantes tras convertirse en la primera mujer que ha ganado las elecciones municipales en Barcelona.
Ada Colau, de Barcelona en Comú, se dirige a sus simpatizantes tras convertirse en la primera mujer que ha ganado las elecciones municipales en Barcelona. EFE

La líder del movimiento antidesahucios, acompañada por la monja Teresa Forcades y de la marca de Podemos en la capital catalana se han unido en la lista de la izquierda radical de Barcelona en Comú para arrebatarle a los nacionalistas de CiU y de su candidato Xavier Trias la alcaldía de la segunda ciudad española. La lista de Ada Colau ha obtenido 11 concejales, a falta de 10 para alcanzar la mayoría absoluta en el Ayuntamiento de Barcelona. 

La otra lectura de los resultados municipales en Barcelona es que no existe mayoría absoluta clara para poder gobernar la ciudad con al menos 21 concejales que es lo que da la mayoría en Barcelona. Ni siquiera la suma de Ada Colau con los independentistas de ERC y la izquierda independentista radical dela CUP no suman los 21 concejales, sino que se quedan en 17 sumando Barcelona en Comú, ERC yl a CUP. 

A gritos de “Sí, se puede, sí se puede” –tal y como gritan los simpatizantes del partido Podemos repitiendo las consignas de su líder Pablo Iglesias- Ada Colau apareció tras su victoria electoral. "La gente común, los ciudadanos de a pie, los que nunca tuvimos poder hemos sabido aprovechar esta oportunidad histórica", ha expresado la ganadora de las elecciones en Barcelona. 

Con el escrutinio al 98,6%, Barcelona en Comú obtiene 11 concejales, uno más que CiU.  Ada Colau aventaja a Trias en 20.000 votos, por lo que parece improbable que a la candidata de Barcelona en Comú pueda escapársele la victoria. ERC adelanta a Ciudadanos como tercera fuerza (ambos con 5 ediles). Por detrás, PSC (4), PP (3 concejales) y CUP (3). 

Los resultados en Barcelona se han traducido en un batacazo de los socialistas que pierden más de la mitad de concejales así como del PP de Alberto Fernández Díaz, que pierde seis concejales respecto de los nuevos conseguidos en las pasadas elecciones municipales de 2011. 

Barcelona en Comú plantea medidas en consonancia con las propuestas quela PAH (Plataforma Antidesahucios), muchas de las cuales están presentes en la ley aprobada por el Tripartito de izquierdas (PSC-ERC-ICV) pero que no se han llegado a aplicar. 

El objetivo es localizar pisos vacíos e incentivar la cesión o el alquiler en caso de pequeños propietarios, con ayudas a la rehabilitación o seguros ante posibles impagos. En caso de que los pisos vacíos sean de bancos o fondos de inversión, lo que se planteará es una sanción administrativa. 

Victoria de la izquierda, derrota del nacionalismo de CiU

La victoria en Barcelona de Ada Colau arrebatándole la alcaldía a CiU supone una derrota muy significativa para el órdago secesionista impulsado por el presidente catalán Artur Mas (CiU). Y también supone un gran vuelco en las medidas de la formación de izquierdas respecto de las medidas aportadas en los últimos cuatro años por Xavier Trias. 

Entre las medidas que deberá negociar Ada Colau, previsiblemente con los partidos de izquierdas y los independentistas de ERC y la CUP, se centran en mayores ayudas sociales. El programa electoral de Barcelona en Comú plantea impulsar el denominado alquiler social, tanto intermediando con propietarios o reservando un 30% de las nuevas construcciones en la ciudad, y las cooperativas de vivienda, a través del acceso a crédito o facilitando los trámites administrativos. 

El parque de vivienda social que proponen ampliar debería servir para dar respuesta a los desahucios, que pretenden reducir con mediación. Colau contempla reforzar las inspecciones y el control de los pisos turísticos para que cumplan con la legalidad, y potenciar el uso de vivienda como residencia. El plan pasa por descentralizar el funcionamiento de Barcelona Activa para que pueda actuar con una visión más cercana a las necesidades de los barrios. El fomento de la creación de empresas se centraría en la rehabilitación energética y urbana; la prevención y gestión sostenible de residuos y el fomento de la economía cooperativa y su actualización tecnológica. 

En el ámbito del comercio, Colau pretende que a final del mandato el 30% del dinero público destinado al pequeño comercio sea gestionado desde los distritos. Barcelona en Comú pretende reorganizarla Guardia Urbanapara evitar duplicidades con los Mossos. 

Colau ha prometido además derogarla Ordenanzade Civismo –que prohibía los botellones en la calle y que los turistas se pasearan desnudos por la ciudad, entre otras medidas-, acabar con las batidas racistas e instalar cámaras en todas las comisarías dela Guardia Urbana“para garantizar que se respetan los derechos de las personas”, según rezaba el programa municipal de Barcelona en Comú.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba