Nacional

Las farmacéuticas Ferrer y Almirall, grandes financiadoras de la fundación CatDem de CiU

La antigua fundación Ramon Trias Fargas, rebautizada CatDem tras el escándalo del Palau de la Música, está financiada por grandes multinacionales farmacéuticas. A cambio, CiU defiende sus intereses en el Congreso.

Duran i Lleida es conocido por ser un gran lobbista
Duran i Lleida es conocido por ser un gran lobbista archivo

Grandes multinacionales farmacéuticas son las grandes financiadoras de la fundación de CiU, llamada CatDem después de que el escándalo del Palau de la Música, con presunta malversación de millones de euros públicos, obligara abandonar su antiguo nombre (Ramon Trias Fargas). De estos grupos, los principales son Ferrer y Almirall. El primero donó al menos 150.000 euros en los años 2003 y 2004. Según el diario 'ABC', la policía recogió en un informe los pagos de esta farmacéutica, que suministra productos a Sanidad de la Generalitat. Por su parte, los laboratorios Almirall aportaron 60.000 euros sólo en los ejercicios 2003 y 2004.

Los principales laboratorios españoles tienen su sede central en Barcelona, lo cual explicaría esta buena sintonía entre el tradicional partido mayoritario catalán y estas empresas. El resto de donativos provienen de los laboratorios Diviser Aquilea, el conocido grupo Esteve, Ricardo Molina SA y la fundación Puig.

A cambio de esta financiación opaca, la presión de CiU a favor de la industria ha sido clara. Por ejemplo, el diario de Vocento ha consultado el Diario de Sesiones del Congreso y observa como el partido se ha puesto siempre al lado de los laboratorios junto al PNV. Se hace notar el ejemplo de Elena Salgado, ministra de Sanidad entre 2004 y 2007, que acusó a las farmacéuticas de presionar a los médicos con prebendas para que recetaran los medicamentos más caros. Por ejemplo, en 2005 Josep Antoni Duran I Lleida tildó de "inconstitucional" la propuesta de una tasa a los laboratorios. En la tramitación de las enmiendas a los Presupuestos, CiU logró que la tasa se rebajara un 25%, lo que supuso un ahorro de muchos millones para la industria. Desde entonces, asegura el diario, el grupo parlamentario liderado por Duran ha repetido su apoyo a las farmacéuticas año tras año. Por ejemplo, en las enmiendas a los PGE de 2013 figuraba un IVA superreducido, así como medidas para ayudar a los medicamentos de marca frente a los genéricos. Desde la industria farmacéutica se niega que los donativos a los partidos políticos se hagan a cambio de una contraprestación.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba