Internacional

El futuro de Portugal: ¿resistirá ante la crisis en 2012 o necesitará un segundo rescate?

Aunque Grecia se está llevando todas las atenciones, las previsiones tampoco son favorables para Portugal. Este país, que ya ha recibido su primer rescate, corre peligro de replicar la situación helena de aquí a final de año.

Spiegel Online, versión digital del semanario alemán Der Spiegel, ha publicado esta semana una relación de fortalezas que, según apunta este medio, podrían suponer una oportunidad para nuestro vecino luso para no acabar como Grecia. Aunque presenta un situación de partida muy negativa para Portugal, este medio muestra cierta esperanza en que el país aproveche sus ventajas y sea capaz de recuperar la confianza de los mercados financieros y de los inversores.

El comisario de Asuntos Económicos y Monetarios de la Unión Europea, Olli Rehn, alabó las reformas portuguesas, indicando que el país va "por el camino correcto". Entre las medidas que ha tomado para hacer frente a la crisis y reducir su déficit se encuentran las reducciones de salarios, prestaciones por desempleo, horas extra e indemnizaciones y la privatización de empresas estatales.

Con una cifra récord de paro del 15% según datos de Eurostat, la economía portuguesa ha caído en el último año más del 3% y la deuda del Estado ha crecido alrededor de un 102%, según recoge en su texto Spiegel Online. En esta situación, el primer rescate, que se espera que pueda cubrir las necesidades lusas hasta septiembre 2013, será insuficiente y Portugal podría verse en la necesidad de tener que recurrir a un segundo paquete de ayudas.

Mohamed El Erian, CEO de la firma de inversiones PIMCO, ve la situación como "dramática" y considera inevitable que Portugal se convierta en una segunda Grecia. Así lo ve también la Unión Europea, que recientemente ha insistido en que no se darán más ayudas y, en caso de caer, Portugal deberá rescatarse por sí mismo.

Las fortalezas de Portugal

A pesar de este panorama tan desalentador, el medio alemán ve una oportunidad para los lusos de recobrar la confianza de los mercados financieros y de los inversores durante el próximo año y medio.

Según Spiegel Online, hay cinco circunstancias que Portugal debería aprovechar durante este año para 'salvar los muebles' y no llegar al segundo rescate. La primera de ellas es el precedente que sentó el Gobierno luso el pasado año, cuando logró contraer su déficit del 9,8% al 4,5% del PIB. Sin embargo, esta circunstancia no se volverá a repetir.

El país vecino alcanzó este logró mediante ajustes y recortes. Según el economista Juan Laborda, "el ritmo de reducción del déficit es insostenible" y ha perdido toda capacidad de generar ingresos, por lo que no conseguirá repetir el dato un año más.

La segunda ventaja con que cuenta Portugal es política. El Parlamento cuenta con una mayoría a favor de la austeridad, ya que el Gobierno conservador cuenta con el apoyo de la oposición socialista. En realidad se trata de dos grupos condenados a entenderse. Según Laborda, ambos partidos están obligados a aceptar las reformas, aunque la oposición actual "es más leal" que antes del cambio de Ejecutivo, cuando los socialistas estaban en el poder y los conservadores en la oposición.

Spiegel Online continúa su lista con la ciudadanía. Si bien es cierto que el pueblo se ha manifestado contra el aumento de impuestos y los recortes – especialmente las reducciones salariales –, no se han llegado a ver disturbios tan violentos como en Grecia. Aunque Portugal no haya alcanzado aún esa situación, con una tasa histórica de paro y una contracción cada vez mayor de las rentas, que en muchas ocasiones hace imposible el sustento de las familias, es de esperar que un empeoramiento acabe por desencadenar las mismas reacciones sociales que en Grecia, apunta Laborda.

El cuarto punto es más una recomendación que un hecho: la economía debe crecer o, por lo menos, no seguir cayendo durante el próximo año, según el medio digital. En este sentido, las previsiones de JP Morgan no son muy alentadoras. El banco de inversiones presenta una caída del 3,6% en el PIB portugués para 2012 y del menos un 1,1% para 2013. En caso de que las medidas de austeridad se endurezcan, JP Morgan amplía esta caída al 3,9% para este año y al 1,7% para el año que viene.

Por último, Spiegel Online enuncia que en Portugal, al contrario que en Grecia, hay empresas competitivas. Juan Laborda coincide en este punto y asegura que las empresas portuguesas son más dinámicas y están mejor preparadas que las griegas para aguantar el temporal. Sin embargo, añade que, a pesar de esta fortaleza, el sector privado no tiene la capacidad necesaria como para compensar toda la reducción que se ha producido en la economía de nuestro vecino.

Según la versión digital de Der Spiegel, Portugal debe enfrentarse en 2012 a nuevas reformas (judicial y educativa, principalmente) en un año que ha calificado como "el año de la decisión". Habrá que esperar a finales de 2012 para ver qué evolución sigue la economía lusa y, lo más importante, si requerirá un segundo rescate.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba