Entrevista al primer ministro italiano

Matteo Renzi: "Si los dirigentes hacemos reformas y somos creíbles, el populismo no tendrá futuro"

El primer ministro italiano se muestra convencido de que si la política vuelve a encerrarse en los palacios, los extremismos volverán a ganar terreno. "Si hacemos la reformas, si vamos a la calle, entonces vencemos nosotros”.

El primer ministro italiano, Matteo Renzi.
El primer ministro italiano, Matteo Renzi. EFE

Matteo Renzi, el tercer primer ministro italiano que llega al cargo sin pasar antes por las urnas, tiene motivos de celebración. Su victoria electoral del pasado domingo, donde batió todos los récords de la centroizquierda al cosechar el 40,8% de los votos, deja atrás las intrigas partidistas que le llevaron al cargo y mantienen alejado al populismo del Movimiento 5 Estrellas de Beppe Grillo y al partido de Silvio Berlusconi. El otrora ‘sindaco’ de Florencia ha concedido una entrevista a Pablo Ordaz para ‘El País’, en la que analiza el auge de los extremismos en Europa y traza un plan para hacerles frente.

“Se equivoca quien piense que Grillo está acabado (…) Ha tenido un resultado claramente inferior a las expectativas. Pero sólo estará acabado si nosotros hacemos las reformas y somos creíbles, entonces el populismo del Movimiento 5 Estrellas ya no tendrá futuro. Podrá ser un movimiento de protesta e incluso tener buenos dirigentes, pero si hacemos la reformas, si vamos a la calle, entonces vencemos nosotros”, afirma Renzi, que se muestra convencido de que si la política vuelve a encerrarse en los palacios, los extremismos volverán a ganar terreno.

Respecto a la posible encrucijada ante la que se encuentra en estos momentos Europa, el primer ministro italiano no se atreve a hacer valoraciones sobre otros países, pero sí sobre Italia. “Si queremos salvar Europa, tenemos que cambiar Europa. Nuestro país, que ha sido el país con el porcentaje más alto de votantes, ha pedido cambiar. Incluso quienes han votado por el Partido Democrático (PD) —el partido vencedor— quieren una Europa distinta a la de ahora”.

Desconoce asimismo si finalmente Jean-Claude Juncker será el presidente de la Comisión, aunque es algo que en este momento no le preocupa en exceso. “No sé qué pasará. Sé que por primera vez estamos escribiendo una página nueva. Porque hay unos candidatos pero el Consejo tiene la prerrogativa y la tarea de proponer al Parlamento un nombre. Creo que será serio, razonable e inteligente que todos nosotros ayudemos para evitar que se abra un conflicto institucional entre el Parlamento y el Consejo. Pero personalmente soy uno de aquellos que está menos interesado en el nombre y más en la agenda. Hasta que Europa no tenga una estrategia sobre cómo combatir el desempleo y por tanto la falta de puestos de trabajo, cualquier discusión sobre puestos de poder será inútil”, manifiesta.

Confía en durar más que sus dos antecesores, seguro de que su Ejecutivo avanza por la senda adecuada. “Italia ha elegido la estabilidad y nosotros interpretamos la estabilidad como el deber de hacer reformas muy fuertes, muy duras, en nuestro país. Podemos permitirnos decir que queremos cambiar Europa porque ya estamos cambiando Italia. Paradójicamente, la estabilidad consiente el cambio y el cambio llama a la estabilidad. El mensaje de las urnas es muy claro”, explica al tiempo que bromea con el periodista. “Lo siento por ustedes, pero tardarán en ver a otro primer ministro aquí sentado”.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba