Internacional

Francia informa de que hay otro español entre las víctimas de los atentados

Se trata de Manuel Pérez Paredes, un hombre de 40 años, cuya familia procede de El Jau, una pedanía de la localidad granadina de Santa Fe. Falleció en el ataque a la sala Bataclan.

Las autoridades francesas han comunicado a España la existencia de otro español entre las víctimas mortales de los atentados de París, que contaba también con la nacionalidad gala, por lo que inicialmente lo habían contabilizado como una víctima de ese país. Se trata de Manuel Pérez Paredes, un hombre de unos 40 años, cuya familia procede de El Jau, una pedanía de la localidad granadina de Santa Fe, según han informado a Europa Press fuentes de la Subdelegación del Gobierno.

Después de que la policía del país vecino comunicara su identidad, el Ministerio de Asuntos Exteriores comprobó que también figuraba inscrito en el Consulado de España en París. Las mismas fuentes señalan que esa noche se encontraba en la sala Bataclan, donde también perdió la vida Juan Alberto González Garrido.

Pérez Paredes se encontraba en la sala Bataclan junto a su pareja y un amigo, que también habrían fallecido

Pérez Paredes residía en París, donde nació, tras emigrar sus padres. El alcalde de Santa Fe, Manuel Gil, que ha estado en contacto con la familia, ha explicado a Efe que Manuel Pérez, cuya profesión tenía relación con la música, había atravesado recientemente "una mala racha" debido a su situación de desempleo y a su separación matrimonial, si bien ahora estaba "mejor" gracias a la nueva relación que había iniciado. El fallecido, había acudido a la sala Bataclan junto a su actual pareja y un amigo, deja dos niñas de 7 y 10 años.

Han sido las hermanas de la víctima las que se han trasladado desde Francia hasta esta localidad para dar la trágica noticia en primera persona a sus padres, después de haber identificado el cadáver, según ha detallado el regidor. El regidor ha relatado que los familiares se encuentran "totalmente abatidos". Los padres "se fueron a buscarse la vida a París", donde residen actualmente, pero pasan largas temporadas en la pedanía granadina y estaban aquí cuando se produjeron los atentados.

Está previsto que la familia, que ha querido llevar el asunto con máxima discreción, se traslade este martes a París, según ha precisado el alcalde, que les ha trasladado su pésame y solidaridad y se ha puesto a su disposición en lo que necesiten.

De este modo, el número de españoles muertos en los atentados de París se eleva a tres, aunque sólo uno de ellos no contaba con doble nacionalidad: Juan Alberto González Garrido, cuya mujer difundió este lunes una carta relatando cómo fueron los momentos tras el atentado en la sala Bataclan. En los ataques perdió también la vida la hispanomexicana Michelli Gil Jaimez, que se encontraba en el restaurante La Belle Equipe, uno de los establecimientos atacados por los terroristas en los alrededores de la Plaza de la República.

La autoridades galas le dieron en un primer momento por francés, pero en realidad cuenta con doble nacionalidad

Varios españoles se refugiaron en un cuarto de Bataclan

Una joven de la localidad de Estepa (Sevilla), María Luisa Rodríguez, de 33 años, figura entre los supervivientes del atentado perpetrado el pasado viernes por la noche en Bataclan, al lograr junto al madrileño Iván García refugiarse en un cuarto oscuro aprovechando que uno de los terroristas recargaba el arma. 

Según ha explicado el consistorio estepeño, Rodríguez viajó a Reino Unido para buscar trabajo, encontrándolo en una multinacional de telefonía. Años más tarde le ofrecieron un puesto en París, ciudada en la que lleva trabajando tres años. Según el comunicado, "Iván le salvó literalmente la vida", pues cuando sólo llevaban media hora de concierto, "oyeron los disparos, y aunque no les asustaron en un primer momento, ya que pensaron que serían petardos, al mirar atrás, el chico vio a apenas dos metros a uno de los terroristas disparando a bocajarro a todos los presentes".

Aprovechando el momento en el que uno de los atacantes recargaba su arma, estos dos españoles se encerraron en "una habitación oscura donde ya había unas 20 personas escondidas". En esa estancia habrían pasado dos horas escuchando "disparos, gritos y detonaciones", hasta ser rescatados por las fuerzas policiales francesas. Según ha lamentado la joven, "el pánico se transformó en horror" cuando tuvieron que atravesar la sala Bataclan entre los cadáveres.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba