Internacional

Veintiún detenidos en la operación policial en el centro de Bruselas: sigue la alerta máxima

Por tercer día consecutivo este lunes la capital belga mantiene el nivel de alerta 4 ante la posibilidad de una oleada de atentados similares a los del 13N en París.

Soldados y policía belga de patrulla en el barrio de la Rue Neuve, donde han sido detenidas cuatro personas.
Soldados y policía belga de patrulla en el barrio de la Rue Neuve, donde han sido detenidas cuatro personas. EFE

Veintiún detenidos, entre ellos un herido, y casi una veintena de registros es el balance de la operación policial llevada a cabo desde este domingo por militares y policías en el centro de Bruselas, en el marco de la operación antiterrorista dirigida sin éxito a encontrar a Salah Abdeslam, el terrorista en busca y captura por su participación en los atentados del 13 de noviembre en París, según ha informado la Fiscalía federal belga. Durante la operación, uno de los detenidos embistió con su vehículo un coche de Policía e intentó darse a la fuga en el distrito de Molenbeek-Saint-Jean, una acción por la que acabó resultando herido, y fue detenido por las fuerzas de seguridad belgas. A lo largo del lunes se han efectuado otros siete registros en varias viviendas de la región de Bruselas y en Lieja, en los que se ha detenido a cinco personas más.

Además, una suma de 26.000 euros ha sido incautada en uno de los registros ejecutados anoche. Asimismo, la Fiscalía ha desmintido además que el principal sospechoso fugado de los atentados de París, Salah Abdeslam, se encontrara en un BMW que emprendió anoche la fuga en la región de Lieja. Ese vehículo, que no se detuvo en un control rutinario de la Policía, ha sido identificado y la investigación ha demostrado que "no tiene ningún vínculo con la operación en curso".

Nivel de alerta máxima

Tras evaluar la situación de riesgo, Bruselas mantendrá mañana martes el nivel máximo de alerta por amenaza terrorista, por cuarto día consecutivo, según ha informado el primer ministro belga, Charles Michel. Para el resto de Bélgica se aplicará el nivel 3, de amenaza "posible y probable". Durante una comparecencia de prensa, Michel adelantó que los colegios y el metro seguirán cerrados durante la jornada del martes, aunque cree que se reabrián a partir del miércoles de forma gradual.

En el curso de esta operación, la Policía ha pedido a medios de comunicación y particulares que no retransmitieran sus movimientos a través de las redes sociales. "Por seguridad, respeten el silencio sobre los medios sociales en relación a las operaciones policiales en marcha en Bruselas. Gracias", ha solicitado la Policía federal precisamente a través de su perfil oficial en Twitter.

Apagón informativo

Tras la petición de las autoridades, algunos medios y personas en la zona han dejado de subir a la red imágenes, aunque sigue circulando información. "Como todas las redacciones, no ofreceremos de ahora en adelante más información sobre las operaciones policiales en Bruselas mientras estén en marcha", explicó el diario La Libre Belgique en su cuenta de Twitter. También Le Soir anunció que suspendía la difusión de información sobre el tema hasta el fin de las redadas.

Uno de los puntos de atención es el hotel Radisson, de la misma cadena del asaltado en Mali, donde varias imágenes distribuidas en las redes sociales mostraban a militares armados guardando la puerta del edificio.

 "Estábamos en un restaurante cuando la Policía ha pedido que dejemos la comida, nos reagrupemos en el interior y esperemos su señal", ha indicado uno de los testigos.

Las imágenes de varias de estas calles cortadas por la Policía, incluso una de ellas cerrada al tráfico con la ayuda de un autobús cruzado en la calzada, se pueden ver en las redes sociales, en donde están siendo publicadas por transeúntes. En paralelo, un fuerte dispositivo policial ha sido desplegado en otro distrito de la ciudad, en el barrio de las Casernes de Etterbeek, en donde la cadena RTL aseguró que patrullan cerca de un centenar de efectivos.

La región se encuentra en alerta máxima desde el sábado a primera hora, una situación que prácticamente paralizó los 19 distritos comunales, con el cierre de las líneas de metro y de casi todos los establecimientos donde se podía producir una afluencia importante de personas, como centros comerciales y deportivos, cines y salas de conciertos. Incluso muchos restaurantes y bares del centro de la ciudad y de otras áreas normalmente concurridas fueron clausurados desde el primer momento del día por decisión de las autoridades locales.

El ministro belga de Interior reconoció el sábado que la amenaza terrorista en Bélgica no se limita a Salah Abdeslam sino que "es más amplia"

Por otra parte, el ministro belga de Interior reconoció en una entrevista el sábado por la noche que la amenaza terrorista en Bélgica no se limita a Salah Abdeslam, en busca y captura internacional por su supuesta implicación en los atentados de París, sino que "es más amplia". "Hay varios sospechosos, por eso hemos puesto en marcha tal concentración de medios", explicó Jambon, que añadió que el Gobierno sigue la situación "minuto a minuto". "Existe una amenaza real, pero estamos haciendo todo lo posible para afrontar esa situación", aseguró.

Dos hombres armados

Este sábado la Policía belga inició la búsqueda de dos hombres, uno de los cuales podría estar armado con una bomba del mismo tipo que la empleada en los atentados de París, según han informado fuentes de la investigación al diario belga Le Soir. Además, las fuerzas especiales del país han detenido este sábado a cuatro personas en el barrio histórico de la Place du Grand Sablon en Bruselas, según han informado fuentes militares a la cadena belga RTL. Los detenidos viajaban en un vehículo "sospechoso" y todos ellos fueron arrestados en torno a las 15.00, según estas mismas fuentes, que no han dado más detalles.

Un edificio evacuado

Además, el edificio del grupo audiovisual flamenco Medialaan, situado en Vilvorde (al norte de Bruselas), fue evacuado este domingo por la Policía a causa de una posible amenaza. Tras el aviso, las fuerzas de seguridad comenzaron a inspeccionar el inmueble, sede de la cadena flamenca VTM entre otros medios, con la ayuda de perros. El personal que se encontraba en el interior fue trasladado a los locales de la federación flamenca de voley, situados justo enfrente del edificio del grupo. En torno al inmueble se estableció un perímetro de seguridad debido a la presencia de un vehículo sospechoso en las proximidades.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba