A contratiempo

Cataluña prepara su 'guerra del 14'

Algunos lo han definido como "acelerón histórico de alta volatilidad". Empezó con la macro-manifestación de la Diada y desembocará en el referéndum separatista, aún sin fecha, sin pregunta, sin fórmula y sin otros detalles de importancia. Conforme se acerca el tercer centenario de 1714, ese año en el que la imaginería secesionista catalana centra el origen de todos sus males, los independentistas se encabritan, los secesionistas se encrespan y el gobierno de Artur Mas, perdidas las riendas, se desliza raudamente por el precipicio.

Acelerón, en efecto. Histórico, está por ver. De alta volatilidad, naturalmente. Hemos pasado, en muy poco tiempo, del victimismo sensiblero del "no nos quieren" y del pragmatismo conceptual del "difícil encaje" a la falsaria apoteosis del "España nos roba" y "la culpa es de Madrid". Unos dirigentes políticos atrabiliarios pusieron en marcha este funesto mecanismo para salvar sus traseros y han logrado contagiar a un amplio sector de una sociedad perpleja y atribulada. La clase media soñando con el cop de falç.

Franquismo, L'Estaca y el Camp Nou

‘Más madera’. Artur Mas alimenta la caldera de una locomotora desvencijada a base de ardientes proclamas, masivos festejos y subvenciones a paletadas. Dyango y Ramoncín, ‘L'estaca’, Lluís Llach y noventa mil almas gritando en el Camp Nou cual si fuera un primero de Mayo del franquismo en el Bernabéu. Notable episodio, alegre y bullicioso. Hay iniciativas menos simpáticas como esa lista de ‘patriotas’ catalanes que acaba de abrir la Generalitat en una web ad hoc para que quede constancia pública de las adhesiones inquebrantables a los principios del movimiento nacional. El Gobierno de CiU se propone, una vez más, dividir entre buenos y malos catalanes. Fracturar la cohesión social, ya tan maltrecha. Marcar con tinta roja al que no piensa como el poder establecido. Y luego, perseguir al disidente, bien con el vacío oficial, la segregación o el apartheid.

Es tan sólo una "adhesión genérica", justifican los ingenieros de este artefacto disgregador, de esa escalada del señalamiento ahora puesta en marcha, en la que quedará registrado nombre y apellidos, DNI, dirección postal, número de teléfono, fecha de nacimiento y otros detalles del mentado "patriota". El "bando" viene firmado por el ministro de propaganda del nacionalismo, portavoz y consejero de Presidencia, Francesc Homs, por lo demás, hombre afable y de trato amistoso.

Y una cosa trae la otra. Ya ha empezado el afanoso reparto de subvenciones de cara tanto a las celebraciones del aniversario de 1714 (remembranzas orwellianas en la fórmula maldita) como a la convocatoria plebiscitaria. La Generalitat ha repartido ya entre partidos, sindicatos y entidades que asistieron al akelarre en el que se firmó ceremoniosamente el "Pacto Nacional por el Derecho a Decidir" nada menos que 65 millones de euros. UGT y CC.OO han recibido cinco millones. La patronal paniaguada Pimec, 1,5 millones. Omnium Cultural, ladel concierto del Camp Nou, 3,1. La Plataforma por la Lengua, casi un millón. Y así... Asociaciones deportivas, históricas, artísticas, vecinales y, desde luego, publicaciones periódicas en catalán. Que no penetre la información independiente en los confines de la Arcadia pastueña y borreguil de los convergentes. La repartidora de la patria ya se ha puesto en marcha. No cobran las farmacias y se cierran quirófanos pero el referéndum debe continuar.

Un simposio bautizado como "España contra Cataluña", promovido por la Generalitat y con el apoyo de un historiador antaño sensato y respetado como Josep Fontana, tendrá lugar en Barcelona a finales de año, en vísperas del advenimiento de la fecha sagrada del 14, ese remedo de ‘gran guerra’ que perfila el nacionalismo convergente.

Informar a Rajoy

Antes de que el mes concluya, Artur Mas tiene decidido enviarle una misiva al presidente del Gobierno para informarle de la celebración de la consulta popular en la que se incluirán la conclusiones del denominado Consejo Asesor para la Transición Nacional, organismo encargado de engrasar las ruedas para que la locomotora independentista arribe al referéndum. Mariano Rajoy, se supone,recibirá la carta en cuestión como quien oye llover. El opúsculo carece de entidad jurídica aunque, eso sí, está rebosante de intensidad política, asunto que debe tenerse en consideración.

El Gobierno del PP ha recurrido ante el Constitucional la famosa proclamación del Derecho a decidir suscrito e impulsado desde el Parlamento de Cataluña con la complicidad tontiloca del PSC. Esas cosas llevan su tiempo, como es sabido. Pero la locomotora del odio a España sigue su curso. "Un acelerón histórico" rumbo a esa "utopía activa" que desemboque en un Estado propio.

La templanza de Rajoy no ha logrado hasta ahora disuadir al furor soberanista. El señuelo del referéndum es el único argumento de Mas, un político mediocre cada vez más prescindible. La locomotora no puede detenerse porque el maquinista quedaría desplazado y un Junqueras, líder de ERC, ocuparía su puesto. Arde en deseos y la demoscopia le jalea.

¿Qué otra cosa puede hacer el PP salvo huir de la provocación y evitar el choque de trenes? Ya hay quien habla de riesgo de "un accidente insurreccional" en esta situación explosiva. Dos no se pelean si uno no quiere. De momento Albert Rivera, líder de Ciutadans, lo ha dejado claro en su "Yo acuso" leído esta semana en el Parlamento: "Señor Mas, usted es el responsable de lo que pueda pasar en Cataluña en el futuro". Siempre es más tarde de lo que se piensa y el aniversario de 1714, la manoseada, falseada y fatídica fecha, está a la puerta.

----------------------------------

EL VARÓMETRO. Todo iba muy bien hasta que a un Spottorno se le ocurrió mover lo de la herencia ante la prensa. Big mistake! // Le reprochaban a Rajoy lo del plasma, pero callan, salvo excepciones, ante los sonoros silencios y vergonzantes escapadas de Rubalcaba con los Ere andaluces. // Excelente Ana Rosa con lo de Mario Conde // Ministra Mato y presidente Feijóo cada vez más activos en lo suyo.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba