5 estrellas

El príncipe Felipe lleva los pantalones.

Siguen los rumores en la Casa del Príncipe. Advertía Carmen Rigalt que el asunto daba juego. Hoy, Jaime Peñafiel en El Mundo reclama un paso al frente. “¡Que ridículo resulta todo! ¿Es que no hay nadie en La Zarzuela capaz de reconducir la situación?”, se pregunta.

"El Príncipe está demostrando que no", escribe Peñafiel. "Aquello de «déjame hablar a mí» no se puede olvidar. El Rey, como jefe de la Familia Real, o lo que de ella queda, prefiere no intervenir para no agravar la situación. Y Doña Sofía, escarmentada con lo de Urdangarin, no quiere equivocarse por segunda vez. Los protagonistas, para acallar los rumores y la indignación de los españoles o para reventar alguna exclusiva que pueda hacerse, ¿harán llegar unas fotografías muy cariñosas de sus polémicas vacaciones, pagadas por todos los españoles? Todo puede suceder".

Seguir la noticia...



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba