5 estrellas

Los inversores se la juegan en Europa.

Olvídese de la cultura, el paisaje, la comida y el vino. Lo que a los americanos más les gusta de Europa ahora son los mercados de valores”, afirma Matthew Lynn, Director Ejecutivo de Strategy Economics en El Economista. Asegura que “el problema es que la crisis de la Eurozona no se ha acabado ni mucho menos. El trabajo fácil se ha hecho, pero el difícil sigue pendiente. Se avecinan tres grandes problemas”. No son menores: 1) “la economía sigue sumida en una recesión; 2) “la gente sin trabajo no compra mucho y sin ventas, los beneficios no suben” y 3) “los grandes de la eurozona han salido del paso estos últimos años a golpe de exportación”.

Seguir la noticia...



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba