5 estrellas

Borrados, rayados y destruidos.

Como el ordenador era mío, llevaba en el sótano al menos tres años y al encenderlo hacía un ruido horrible, lo llevé a un punto limpio. Eso sí, antes comprobé si el disco duro tenía algo y, por si acaso, hice una copia en un disco externo. Bueno...eso es lo que suele hacer cualquiera cuando decide deshacerse de un PC. En el PP parece que no. Con los dos ordenadores que uso Bárcenas y reclamó el juez, borraron los datos, rayaron el disco y los dejaron inservibles.

Carlos Almeida (@bufetalmeida), abogado especializado en delitos informáticos, está sorprendido: “No comete delito aquel que destruye datos propios, o destruye los ajenos con la debida autorización, como es el caso de las empresas de reciclaje informático”. Está más o menos claro. No hay delito en la destrucción de pruebas...¿o si?. En cualquier caso, “lo que en cualquier caso sorprende a este letrado, y a cualquier experto en derecho tecnológico, es que no exista una copia de seguridad de datos tan críticos y relevantes, desde el punto de vista político y criminal”.

Seguir la noticia...



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba